El mayor daño recibido por el pueblo judio, desde la Segunda Guerra Mundial, tiene nombre y apellidos. Barack HUSSEIN Obama.